Siéntate aquí que se está muy cómodo

06:57 min - 21/11/2016 - 40.785 visitas
Apagar la luz
Siéntate aquí que se está muy cómodo Como el que no quiere la cosa, como había ocupado su silla preferida, le ofreció sentarse, pero encima de él y de su polla, concretamente, en un juego bondage muy morboso. Y el otro se bajó los pantalones, dispuesto a ponerse cómodo, vaya que sí, a sentarse incluso con esa cosa tan dura y apetecible dentro y a su completa merced.
Publicidad